23 de julio de 2007

Limpieza espiritual


(Foto: Google)
Porque ya está más que demostrado que es mejor hablar poco, lo justo vamos. Cierto es que cuando uno cuenta todo lo que se le viene en gana se queda como que muy bien, pero luego debe arrastrar el lastre de sus propias palabras. Porque no siempre es bueno decir todo lo que se piensa, a veces haces daño, a veces haces llorar, e incluso a veces puedes herir de muerte...

Bs, buen lunes.

Norma


Lo que SUENA en el iPod: Shiver me timbers (Tom Waits)

1 comentario:

Davidik dijo...

Sobre el un caso en concreto al que se refiere no sé decirle porque lo desconozco, pero está claro que aquí, en su blog, siempre dice usted lo justo justísimo, ni una palabra más, y me encanta.